adriana-romero-2

Adriana Romero: Esto-vi en 2018

.. Comments (0)401

Actriz egresada de la Academia Superior de Artes de Bogotá – ASAB. Fundadora de la organización Fundación para la divulgación de las artes El vulgar, en donde también se ha desarrollado como directora y dramaturga. En este momento cumple las veces de vicepresidenta de la Asociación Colombiana de Actores – ACA.

Después de un 2018 cargado de teatro que muestra y demuestra que las artes escénicas están más vivas que nunca en nuestro país, y de la realización de la décimo sexta edición del Festival iberoamericano de teatro rodeada de críticas y desencuentros, para llegar a la realización del Encuentro Nacional de teatro en el mes de septiembre en Bogotá, me permito presentarles esta lista de las 10 obras que para mi representan este movido año 2018. Mi criterio fue tener en cuenta montajes no solo por su calidad, sino por lo que representan en la escena bogotana, en tanto se han atrevido a proponer nuevos lenguajes, o siguen apostando a desarrollar un estilo, o son un homenaje a personas que lamentablemente nos dejaron en este inolvidable año, inolvidable para algunos porque fue maravilloso,  y para otros que parecen los más, porque fue ajetreado y caótico.

Como sea, esta es mi listado y como siempre gracias a William Guevara por su invitación y a Púrpura Creactivo por seguir siendo un referente en propuestas atrevidas y arriesgadas. La lista no está en ningún orden de preferencia.

Rebú: Teatro del embuste / Dirección: Matías Maldonado

Matías Maldonado es un actor, director y dramaturgo que siempre nos tiene en la cuerda floja. Ir a un montaje dirigido por Maldonado sin duda será una experiencia y esta obra no solo no es la excepción, sino que además nos deja con la sensación de que la culpa es y seguirá siendo lo que mueve gran parte de nuestra emociones y acciones. Una obra entre el placer y el dolor. El Teatro del embuste es un grupo que no nos deja a salvo, sus propuestas no serán ni mucho menos ligeras o fáciles de digerir. El Teatro del embuste sigue confirmando su estilo y apuesta, y asistir a una de sus obras, cualquiera de ellas, siempre valdrá la pena. Pero yo, por el texto y el equipo de actores en el 2018 me quedo con Rebú.

El jardín de los almendros: La Congregación Teatro / Dirección: Johan Velandia

Johan Velandia ya nos tiene acostumbrados a trabajos impecables en donde la puesta y la dramaturgia están siempre al servicio del actor, y si es el caso de Ana María Sánchez, una de sus actrices fetiche y con toda la razón, y Sara González, el asunto se sublima de la mejor manera. Una obra basada en el doloroso escritor Sandor Marai. Tuvo poquísimas funciones en 2018, así que está súper recomendada para el 2019, y conociendo a Johan, seguramente la llevará por otras latitudes. Pero primero que la mueva en esta plaza bogotana, y después que lleve el deleite de viaje.

Noche oscura, lugar tranquilo: Grupo móvil / Dirección: César Badillo

Cesar “Coco” Badillo, ícono de La Candelaria y del teatro colombiano como actor y director, le mete la muela a este texto de Enrique Lozano ganador del Premio Nacional de dramaturgia 2015, con tres actores que conoce muy bien y con quienes logra una puesta angustiante en la que el texto es el protagonista, y el asunto de las complejas relaciones humanas. Queda expuesto sin adornos frente a los ojos del público. Ganadora del premio Beca para el montaje y estreno de dramaturgias colombianas, da cuenta de un gran trabajo de un director, un dramaturgo y un grupo de actores que ya hacen todos parte del listado de los infaltables del teatro.

Mood. Baila hasta que te mueras o la imposibilidad de explicar un crimen: La Máquina somática / Dirección: Javier Gutiérrez y Alexander Gümbel

Ganador del Portafolio Distrital de estímulos 2017, Mood es una interesante apuesta al teatro de gran formato que tanta falta hace en nuestro país, y que cuando está bien hecho, actuado y dirigido, es delicioso de ver y una experiencia a la que hay que apostarle. Javier Gutiérrez y Alexander Gumbel, nos llevan de la mano de 19 intérpretes entre bailarines y actores, a bailar hasta que el cuerpo no aguante, bajo la batuta del DJ Dani Boom, entre bailes del Caribe, dance, funk y rock.  Como siempre pasa con los premio del Distrito, se hacen muy pocas funciones y los montajes se abandonan, mucho más si son de gran formato, pero sin duda Mood merece y necesita ser vistas por muchos más bogotanos para vivir esta experiencia única en la que el baile es solo una excusa para hablar de cómo los humanos son solo las marionetas vanidosas de la apuesta entre Dios y el Diablo.

El crucigramista: El vulgar teatro / Dirección: Rodrigo Candamil

Cuando me invitaron a hacer esta lista, me pregunté si debía incluir el trabajo de mi grupo, El vulgar teatro, y decidí liberarme de una falsa humildad, e incluirlo porque modestia aparte, creo que lo merece. Dirigida por Rodrigo Candamil, escrita por Adriana Romero, o sea yo, e interpretada por un dream team de actores para cualquier director, El crucigramista es una obra que quiere recuperar el valor del texto en el teatro y cuyo objetivo esencial es volver al teatro de actor. No digo más pero si hacemos temporada en 2019, vaya a verla. Vamos por 80 funciones y cumpliremos el sueño de llegar a las 100.

Burundanga: Casanova producciones / Dirección: Javier Méndez

Quería incluir en esta lista una comedia de teatro comercial, porque la comedia es un género que adoro y porque el teatro comercial, bien hecho, es un aporte al teatro como divertimento que le gente tanto disfruta. Y eso para mí está muy bien. Pero cuando además tenemos un productor como Mariano Bacaleinik, que no solo mete plata en este asunto de producir teatro en Colombia, sino que lo hace con excelentes actores y no solo actores que tengan lo que se llama cartel, la cosa se hace mucho mejor. Estoy segura que en eso tiene mucho que ver la gran Carolina Ramírez, su mujer, actriz impecable y en esta obra asistente de dirección. En Burundanga la risa está asegurada, y el motivo es el texto que no por nada ha sido montado y premiado en tantas partes del mundo, y los actores que son exquisitos y divertidos hasta los tuétanos. Javier Méndez el director, saca lo mejor de cada uno de ellos, y se preocupa por un  montaje ágil que no deje que el espectador se aburra ni un minuto de las casi dos horas que dura. Buena comedia y gran reparto. No por nada lleva más de 100 funciones desde su primer estreno en 2015.

Torta genovesa: Los hijos del ocio / Dirección: Rubén Darío López

Torta genovesa es una obra que nos pone a reflexionar sobre lo que significa el amor familiar y lo tormentoso pero inevitable que resulta el amor filial a la hora de enfrentar una crisis, mucho más si se trata de una familia típica colombiana. Vuelve a poner en el escenario a Patricia Maldonado lo que nos recuerda que ser actor en este país es tan duro y que hay tantos actores y actrices maravillosas que se han ido quedando en los anaqueles del recuerdo y del olvido, y Patricia con su maravilloso trabajo, representa la necesidad que tenemos de hacerles homenaje y que no sean solo parte del recuerdo o la memoria. La obra nos ubica en la calurosa Cali que está teniendo una suerte de renacimiento a todo nivel, y revivir en esta obra su sabrosura y su nosequé que la hace tan esencial y necesaria, es otro gran acierto de este montaje que también necesita volver a dejarse ver en 2019.

El álbum: Colectivo teatral La Troupe / Dirección: Javier Riveros

Y sería un crimen no incluir el lenguaje de clown en esta lista, y mucho más si esta representado en este grupo que se ha ganado su lugar a punta de buenos trabajos en la escena bogotana. Escrita por Diego Figueroa y Javier Riveros, y dirigida por Riveros, El álbum es un profundo viaje emocional que habla de lo que nos queda cuando ya no nos queda nada. Las actuaciones son impecables y la técnica de clown de los interpretes (la obra ha tenido varios repartos) es de altísimo nivel y preciosa. Ha tenido varias funciones en diferentes salas de Bogotá, pero si en 2019 la ve promocionada y no la ha visto, vaya a verla. No se arrepentirá.

El tímido y el amor: Narrador: Primo Rojas

Para mí esto no es un stand-up pero tampoco es teatro, tampoco es cuentería que era lo que hacía Primo antes, mucho antes. Es Primo en escena y eso es suficiente. Primo es un interprete indefinible como son sus espectáculos. Lo que sí sabemos es que habrá mucha risa, no se si sea de humor, rabia, desasosiego o qué, pero uno con Primo se ríe de uno mismo y de este país tan desenfrenado que nos tocó habitar. Primo es sinónimo de Colombia pero con una honestidad y una calidez que hace que podamos ser capaces de vernos y de preguntarnos cómo es que todavía seguimos aquí y tenemos todavía para rato. Primo siempre será imperdible.

El problema del mal: Dirección: Adela Donadio

Adela Donadío se le metió al dificilísimo trabajo de adaptar la novela Elizabeth Costello de John Maxwell Coetzee, y nos regala este montaje que cuestiona la postura ética y moral del artista ante el horror del mundo que es inevitable habitar. Es una obra necesaria desde su mismo título porque cuestiona asuntos que parece que nadie quisiera revisar de frente y Coetzee jamás nos traicionaría en este camino. Con tres actores que Donadío conoce de siempre, el montaje es una pieza en el que los cuatro construyen una puesta de una gran factura y inquietante interpretación. Quise incluirla en esta lista, porque creo que es una adaptación fabulosa de una obra difícil, y porque me parece absolutamente pertinente en este momento histórico del país. Hizo muy pocas funciones en 2018 y ojala en 2019 se deje volver a ver.

30 años de Navidad: Misi producciones /Dirección: María Isabel Murillo

Escribiendo esta nota supimos la dolorosa noticia del muerte de Misi. Se fue María Isabel Murillo muy joven y muy vital, y nunca le hicimos un homenaje o reconocimiento como sin duda lo merecía. Le dio un lugar al teatro musical en Colombia, pero más que nada, formó a grandes artistas e interpretes de nuestro país, en una escuela en donde se enseñaba con amor, disciplina y rigor, tres características esenciales para ser artistas de calidad como lo eran los alumnos de Misi. Se fue Misi y nos dejó su último montaje que hacía un elogio a la Navidad. Un montaje para ver y disfrutar en familia porque uno de los objetivos más importantes para Misi siempre fue que la familia tuviera espectáculos para ir a ver juntos y que todos pudieran disfrutar. Me duele la partida de Misi y de verdad con ella, no es una exageración decir que deja un gran vacío. Enorme en verdad.

Termino la lista reconociendo de pie la labor de William Guevara Quiroz, no solo como artista, director y creador de Púrpura Creactivo, sino como gestor y artífice de Kiosko teatral, publicación imperdible del teatro bogotano y referente para los que buscan asistir a una obra cada noche en Bogotá. Aquí le dejo a William la propuesta de que nos metamos en la titánica tarea de crear los Premios distritales de teatro, que de su mano, sin duda llegaremos lejos.

Salud y feliz año 2019, y vean teatro, mucho teatro, el ÚNICO espectáculo que por ser en vivo, sin intermediación de pantallas o artilugios digitales, nos recuerda lo que significa en el fondo y de verdad SER Humano.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>